Hijos del Sur: Rafa Caballero

Fotografía de Marina Talavera

 

Daniel Vila

Escuchar música es seguir un camino que tiene muchos carriles, pero todos conducen a alguna parte. En este viaje, hoy os traigo el último trabajo,Trafalgar, del jerezano Rafael Caballero. A estas alturas, el álbum Trafalgar (El Quinto Ateneo, 2016) ya ha ganado su pulso musical en el panorama nacional dejando huella. Con elocuencia y brillantez, su autor Rafa Caballero se ha sabido reinventar en seis canciones. Afirmemos sin ambages que, con el reciente álbum, el músico jerezano ha sentado cátedra: cómo vestir de punta en blanco canciones nacidas para ser hijas naturales de su repertorio decimonónico y no perecer en el intento es algo más que un acto de prestidigitación musical. Estamos ante un cantautor maduro, dueño de su arte. En definitiva, hoy más que nunca y con Trafalgar recién salido del horno, podemos afirmar que el compositor no se detiene.

El álbum, grabado en directo y mezclado en Lalavalab entre marzo y abril de 2016, atesora verdaderas piezas de cámara (medios tiempos, rancheras y boleros con aires jazzísticos y sabor flamenco) para escuchar atentamente disfrutando de un buen vino y en compañía o, por el contrario, abandonarse al ritmo latino y bailar hasta que el sudor nos invite a refrescarnos. Rodeado de unos músicos de excepción (Alfredo Martín en batería, palmas y coros; Rayco Gil en percusiones y palmas; Alberto Román en coros y bajo; PierrickReglioni en piano y coros) e invitados de fuste (IriaArmesto en el violín, David Pardo en el saxo, Iván Del Castillo en trompeta y Carlos Sosa en pailas), Caballero viene a contarnos que, como rezaba el clásico tanguero, a su historia aún le faltaba lo mejor. ¿Acaso Trafalgar no es álbum con vocación de poemario?

El sagaz aficionado hilará, canción tras canción, una narración épica de cómo los individuos con vocación de libertad deben mantenerse firmes frente a una sociedad despiadada que amenaza con cortarles las alas.Resumiendo: Trafalgar es un disco que huye de lugares comunes. Quien oiga este álbum está tocando a un hombre.

2º Foto Marina Talavera.jpg
Fotografía de Marina Talavera

Rafa Caballero es un compositor en la tradición de José Alfredo Jiménez y Enrique Discépolo. Hay en su vestimenta algún reflejo implícito a mitos legendarios como Blind Willie McTell o Robert Johnson. Caballero escuchó suficientemente a Sabina para saber que, como la soledad o la libertad, las noches perdidas tienen nombre de mujer.

Con motivo de la publicación de Hijos del Sur (Tierra de Nadie Editores) del escritor Javier López Menacho, Caballero compuso un tema homónimo:«”Hijos del Sur” es quizás mi canción más humanista hasta la fecha. Cuando leí el libro, me sentí un hijo del sur más. Sentí el desarraigo que demuestra su obra. “Hijos del Sur” es un canto a las mujeres y los hombres de mi tierra, los que la han trabajado, desde fuera y desde dentro. Es una canción de amor por y para un pueblo. Para mí, como sureño y como andaluz, significa mucho poder dedicarle esos versos a mi tierra. También creo que “Hijos del Sur” puede hacer que mujeres y hombres de otros lugares se sientan identificados. Después de todo, bajo un cielo u otro, el concepto de la tierra es el mismo».

El single se presenta como una extensión de Trafalgar. Musicalmente se acerca cada vez más al flamenco con la guitarra de Paco Lara y la voz de Carmela Páez, La Chocolata.

A continuación, os dejamos con esta canción tan próxima a La Andalucía:


«Tu garganta de arena en el viento mejor suena y se prepara pa vivir
Abre sus alas la vida, de geranios sus balcones al escuchar tu voz crujir
Tus manos de barro han aguantado tempestades, nadie las podrá parar
Abre sus alas la vida, se engalana su patio al sentirlas trabajar

Hijos del sur,
mujeres y hombres que jamás se han escondido, que han escrito tu destino.
Mezcla de vinagre y sangre desde el mar a la montaña te han amado y te han pintado,
y tú has crecido noble y grande… como sólo sabes tú.

Tus pies de emigrante han pisado con firmeza y se mueren por volver
Abre sus alas la vida que se decore su plaza no te pueden detener.
Tus ojos embriagados por el talento contemplado están a punto de llorar
Abres sus alas la vida, sea por la tierra libre, los pueblos y la Humanidad.

Hijos del sur,
mujeres y hombres que jamás se han escondido, que han escrito tu destino.
Mezcla de vinagre y sangre desde el mar a la montaña te han amado y te han pintado,
y tú has crecido noble y grande… como sólo sabes tú».

Anuncios

1 Comment

  1. Maravillosa Canción, pone los vellos de punta, sea por Andalucia los pueblos y la Humanidad .

    SÓLO UN ANDALUZ Y JEREZANO, PODRÍA ESCRIBIR ESTO .

    RAFA CABALLERO

Deja un comentario