El yesquero

Fotografía ilustrada por Miguel Parra

 

Juan Manuel López-Muñoz

Los mecheros de hoy no tienen mecha, pese a lo que indica su nombre. La mecha es ese cordón llamado así por su parecido a una vela de moco (mucus) o porque primitivamente estaba hecho de hongos (mykes). Esto no se sabe con exactitud y poco importa, teniendo en cuenta que ambos vocablos apuntan a la misma idea de cosa fofa y viscosa.

Los mecheros antiguos, llamados yesqueros o chisqueros, como el de la foto, sí que tenían mecha, pero ya no usaban yesca, sino algodón.

La yesca es un tipo de hongo con forma de pezuña de caballo que se recolectaba desde tiempos prehistóricos para producir el fuego y también, paradójicamente, para hacer cataplasmas con las que curar las quemaduras.

Así de embusteros son los nombres: que describen lo que un día fue el objeto, pero ya no es.

En cualquier caso, la función del mechero sigue siendo la misma y el gesto de encender una chispa se perpetúa a lo largo de los siglos con la misma concentración y la misma fascinación.

El poder de la chispa, como el de los sueños de la humanidad, se mantienen inalterables.

Anuncios

Deja un comentario